Desde muy temprano, y luego de cinco años de larga espera para poder volver a disfrutar de una nueva noche de rock, el público comenzó poco a poco a ingresar al Movistar Arena.

Cerca de las 20hs la joven multi instrumentista Daniela Milagros subió al escenario para encender el ambiente. Encargada del opening de la noche, la artista argentina desplegó todo su potencial demostrando gran actitud y carisma. Demostró todo su talento interactuando con diferentes instrumentos como batería, piano, keytar y bajo para interpretar entre otros su último single “Ego”, una versión de “Psychokiller” de los Talking Heads o Beethoven para continuar con una versión muy personal de “Sweet Dreams”.

A las 21 hs el público comenzó a ovacionar a la banda al escuchar los primeros acordes de “The River is Rising” mientras salían al escenario los protagonistas de la noche: Slash, Myles Kennedy (voz principal), Brent Fitz (batería), Todd Kerns (bajo/voz) y Frank Sidoris (guitarra rítmica).

La primera canción de la noche incluída en su último disco de estudio (“4”, 2022) es la que da nombre a esta parte de la gira Rest of The World que los llevará a realizar 40 presentaciones en más de 15 países en Sudamérica, Oceanía, Asia y Europa durante los próximos 3 meses.

Para satisfacer a todos los que siguen la carrera del icónico guitarrista miembro del Salón de la Fama del Rock and Roll, Slash realizó un repaso de su carrera interpretando “Speed Parade”, cover de Slash’s Snakepit y también “Don´t Damn Me” cover de GNR con Todd Kerns en voces.

Con cuatro discos de estudio editados, Slash junto a Myles Kennedy y The Conspirators rindió tributo a lo mejor de la historia de la banda con un pequeño tinte nostálgico al interpretar “Starlight”, de las primeras canciones que lanzaron juntos en 2011, a la que luego sucedió uno de sus clásicos “Halo”, de su primer disco, editado en 2012.


Con “You are Lie” y “World on fire” la noche iba llegando a su fin, pero luego de varios minutos de miles de personas pidiéndo al unísono que la noche continuara, recibieron su premio.

“Rocket man” comenzó a sonar mientras el baterista de la banda Brent Fritz abandona su instrumento habitual para sentarse frente al slide guitar, para interpretar el gran éxito de Elton John. Finalmente “Anastasia”, uno de los temas más esperados de la noche dio cierre a un concierto que inundó el Movistar Arena de energía de principio a fin con la producción de Fenix Entertainment.

Sin dudas, este show quedará grabado en la memoria de los fans de la banda, que esperaron ansiosos durante años para vivir esta gran noche, donde todo el estadio se vistió del más puro rock and roll de todos los tiempos.